top of page

Se trata de un queso de consistencia blanda, sabor mantecoso y suave al paladar y aspecto exterior liso. Los ahumados, de color veteado blanco y amarillento. Le caracteriza un intenso aroma, por la zona exterior se aprecia una intensidad alta a la familia torrefacta, tostados, etc. y en la zona interior predomina la intensidad media a la familia láctica, leche y mantequilla fresca.

Cuña de queso herreño